jueves, 21 de febrero de 2013

¿Una ayudita?

Con paso decidido,
los ojos bien abiertos,
paseo por las calles
de Málaga y observo

que hay muchos cartelitos,
en mi opinión, profundos,
porque fondos no tienen
y mendigan algunos.

Con paso indiferente,
los ojos a otro lado,
no duele escribir esto,
solo sufren las manos,

la palma que tirita,
el bolsillo que tiembla,
el vientre que le ruge
a la sorda cartera...

Que piden, piden, piden,
qué están, que están llorando
con esos cartelitos
de cartones, baratos.











Rafael Eduardo

viernes, 15 de febrero de 2013

Llévame a esa playa perdida para jugar



¿Y que si me desnudo ante ojos inocentes?
Quiero seguir enredándome en él, en tu pelo.
Quiero el roce de unos pechos cercanos a mi corazón
y tu aliento avisándome caricias en la espalda.


Mostrarme tal como soy en libertad.
Persigo la felicidad adornada de sonrisas.
Persigo bailes en la noche sin sentido con la brisa.


Me asfixia la camisa que envuelve mi pecho
y me sobra la tela que es el pantalón.
Yo conmigo misma frente a frente con el sol.
Sólo espero caricias sino de unos dedos, del calor.







Ana Pecado

sábado, 9 de febrero de 2013

La ciudad





















Donde se elevan gigantes metálicos
y se confunden oscuridad y luz,
donde el claxon suple el canto de pájaros
y el cielo hasta abierto viste un triste azul.

Millones de humanos y pocas personas
divagan estas áreas de cemento,
se congregan, pero muchas están solas
y portan en sus miradas el invierno...



Rafael Eduardo


viernes, 1 de febrero de 2013